noviembre 21, 2011

Muchas Gracias

A ti que mientras fumas porros con tus amigos y te ríes de mi porque gasto mi tiempo libre en ayudar a los demás.

A ti que ves la llegada de una patera en telecinco me llamas facha y racista mientras yo estoy en directo trabajando por ayudar a esa gente con hipotermia.

A ti que me llamas homófobo porque llamo a las personas por lo que ellos mismos se califican y tu me llamas facha en tono despec tivo cuando tu eres quien practica el verdadero fascismo.

A ti que me llamas gilipollas cuando a ojos de los demás eres más gilipollas que yo cuando yo no niego la posibilidad de serlo.

A ti que me criticas, me insultas y me bloqueas en este sitio sin dejarme defender te doy las gracias porque verdaderamente has demostrado que tu y los que sois como tu practicáis la verdadera hipocresía del sistema tergiversando, manipulando y haciendo demagogia de mis palabras.

Te doy las gracias por demostrarme que el verdadero fascista eres tu.

Muchas gracias....

noviembre 08, 2011

Cruz Roja: no es por lo que pagan... es por lo que recibo

En un naufragio, cuando lo único que oyes a tu lado es el sonido del mar, la sensación de alivio y alegría es cuando se escucha el sonido de un helicóptero que se acerca... es lo que deben de sentir aquellas personas que naufraguen y se tiren un buen rato esperando a que vengan a salvarles.

Más o menos así estábamos nosotros cuando pacientemente esperábamos al helicóptero que iba a venir a realizar maniobras con nosotros como conejillos de indias.

Ataviados con trajes de neopreno, guantes, escalpines, casco, gafas y emoción esperábamos impacientemente que llegase el helicóptero para empezar las maniobras del supuesto rescate. Mientras tanto el coordinador nos daba las instrucciones pertinentes sobre lo que se ha de hacer y lo que no se ha de hacer, sobretodo haciendo hincapié en que debíamos de seguir las instrucciones del socorrista que bajaba del helicóptero y después las del gruísta que está en el aparato que nos las dará por señas ya que el ruido es ensordecedor.

Seguimos esperando y surgen temas como que el índice de siniestralidad de helicópteros es bastante alto y recordamos algunos de los casos ocurridos en este año: Teruel, Almería, etc...

Es la segunda vez que me pongo un traje de neopreno y en esta ocasión el traje lleva capucha por lo que el movimiento del cuello está muy limitado y hay que mover el cuerpo entero para poder mirar a un lado u otro y en caso de querer girar la cabeza cuando se deja de ejercer fuerza ésta vuelve a su posición como accionada por un muelle. El casco, que en un principio tenia un poco de holgura, ahora con la capucha aprisiona más la cabeza y las orejas quedan aplastadas contra el cráneo, de manera que crees que te has puesto mal la capucha y te has dejado las orejas dobladas. Tienes que gritar para hablar porque te escuchas a ti mismo hablando pero casi no escuchas a los demás.

El aire sopla de poniente y el coordinador nos recuerda que en el ejercicio anterior el helicóptero venia de levante, cosa que no permitió escuchar el ruido del aparato hasta tenerlo casi encima.

Lo que me ha sucedido a mi en el momento que he vislumbrado el helicóptero y más cuando lo he empezado a escuchar ha sido una sensación única. En un principio estaba alegre por ir a unas maniobras en las que jamás había estado pero cuando me he dado cuenta de que aquello iba en serio el corazón ha comenzado a latir con fuerza (supongo que el estar embutido dentro del traje ha ayudado a notarlo más... no me he hecho fotos pero seguro que parecía una morcilla) de alegre he pasado a una emoción nerviosa como la que puede sentir un niño el día de ates de la llegada de los reyes magos ¡iba a subir a un helicóptero de verdad y desde el mar!.

El helicóptero se ha parado casi encima nuestro, ha bajado un socorrista de salvamento que, por las luces que llevaba, parecía un árbol de navidad y ha subido a nuestra embarcación. Me coloca un arnés por debajo de los brazos, me engancha al cable y de repente comienzo a elevarme.

No puedo explicar la sensación que he tenido cuando estaba suspendido en el aire. En todo el trayecto no he sentido nada más que emoción pero no notaba que me estuviesen izando ni ningún tipo de balanceo. He disfrutado con la vista de Málaga desde el aire y de repente ya estaba al lado del helicóptero. El gruista me ha posicionado de manera que no fuese a tocar con el aparato y grácilmente me ha introducido dentro.

Una vez arriba éste me ha hecho una señal para que entrase adentro pero que no me moviese mucho ya que esos movimientos los nota el piloto que está centrado en mantener el helicóptero lo más quieto posible en el aire mientras realizan las maniobras.

Me dan indicaciones de que una vez que cierren la puerta me siente y disfrute del paseo.

¡Alucinante! De verdad que ha sido impresionante lo que he sentido en ese trayecto. El ruido era ensordecedor pero aún así podía hablar con el gruísta que me iba diciendo algunas cosillas como que notaría “baches” porque las corrientes de aire que vienen de las montañas afectan al aparato; me muestran el visor nocturno en el que se ve con claridad todo tipo de detalles (bueno las caras de los tripulantes de la embarcación nuestra no pero casi casi) y alucino con el cuadro de instrumentos de cabina... con esa cantidad de botones tenia que sentarme encima de mis dedos para evitar la tentación de tocar alguno.

Otra vez vuelven a darme instrucciones. Me van a volver a dejar en la embarcación. Una vez que abra la puerta y me haga una señal he de aproximarme para que vuelvan a enganchar el cabestrante al arnés que aún llevo conmigo. Me comunican que van a intentar dejarme dentro de la embarcación o lo más próximo a ella (vamos, que me voy a mojar). Se abre la puerta, me siento con las piernas para afuera y el motor hace que suavemente suba y me posicione literalmente colgado fuera del helicóptero donde poco a poco me va a hacer ir descendiendo. La sensación vuelve a ser indescriptible, estoy colgando en el aire y los compañeros que están en la lancha dirigiendo el “paquete”... suavemente me posan en la lancha, me quitan los amarres y mi compañera me hace el relevo.

De vuelta a puerto vamos comentando la experiencia vivida asegurando que a la mínima oportunidad posible volveremos a practicar en simulacros como este. La experiencia ha sido de 10, las sensaciones... pasarán días y días y con emoción seguiré diciendo "¡me han subido a un helicóptero desde el mar!"

Cruz Roja: no es por lo que pagan...
 es por lo que recibo.

octubre 30, 2011

De la peseta al €uro


¿Que si he perdido poder adquisitivo? Mucho, ya no me pondré a hablar que si el trabajo está mal que si las ayudas, ni nada de eso.

Anoche antes de acostarme leí un artículo acerca del ahorro que supone el cambio de horario, que analizándolo bien... ¿por qué no vivimos todo el año con el horario de verano? Si desde marzo a octubre ahorramos tanto... todo el año ha de ser eso o más ¿no? Vamos que yo no soy un entendido en la materia pero si ahora vamos a gastar más al anochecer que antes... que no me vendan la moto y me dejen esa hora de más, que así a las siete de la tarde en invierno aún es de día y gastamos menos. ¿o es que lo hacen para que los que madrugan no enciendan las luces porque ahora a las 7 de la mañana todavía es de día? Pues que no lo hagan por ellos porque a esas horas todavía se va con el piloto automático puesto y se encienden todas las luces que hay por la casa.

De todas maneras eso del gasto, el ahorro y todas esas patochadas se acabaron con el €uro... La verdad es que me ha dado por recordar y se me han saltado las lágrimas... ¡todas... no he reparado en gastos!

Hace años cobrábamos una media de ciento veinte mil pesetas al mes... los habían que más y los habían que menos, por eso digo una media. Con esa cifra se podían hacer bastantes cosas, no eras un Onassis ¡pero oye, que te podías permitir tus caprichitos! El pan costaba unas ochenta pesetas (estas cifras siempre redondeando ¿eh? que ya sabemos que estaba la barra de cuarto de cuarenta y cinco pesetas, la de medio, la de kilo, la baguette, el pan cateto, el de máquina, la pistola, el bollo y un largo etcétera de este producto, así que la media estaba en eso... ochenta pesetas). Si la factura de teléfono pasaba de las cinco mil pesetas ponías el grito en el cielo, un carro de la compra “exagerao” unas diez o doce mil pesetas. Un paquete de tabaco, del caro, trescientas “pelas”; un litro de gasolina ciento veinte (120) pesetas por lo tanto llenar el depósito, en mi caso eran unas ocho mil...

Ahora cobramos novecientos euros (quién los cobre y quien tenga curro) por cuarenta y ocho céntimos (48) no te dan ni una bolsa de migas de pan, treinta euros de factura telefónica es lo más normal del mundo y encima consideramos que una tarifa plana por ese precio es un chollo (contra más europeos más gilipollas), en un carro de la compra de sesenta (60) o setenta y dos (72) €uros ya me dirás lo que encuentras, vale que no va vacío pero tampoco va demasiado lleno... a la mitad como mucho, eso sí... las mujeres no sé cómo lo hacen, no se si tienen en el mercadona carros especiales para las mujeres, que aunque parezcan iguales sean más pequeños, porque por esos sesenta pavos sacan muchas más cosas que yo.... y la margarina que yo compro no es tulipán ni las magdalenas son de la bella easo, que yo soy usuario de marcas blancas.

Un paquete de tabaco de uno con ochenta es lo peor que te puedes tirar a la garganta y ya es que ni lo encuentras, el litro de gasolina, que está a uno con tres cientos veinticinco (1,325)al cambio está a doscientas veinte con cuarenta y seis (220,46) y el llenado del tanque me cuesta noventa y dos con setenta y cinco euros, que corresponde a la bonita cifra de quince mil cuatrocientas treinta y dos (15432) pelas!!!! si ocho mil me resultaba caro quince mil me resulta excesivo. Ahora haced cuentas y mirad lo que le cuesta a un camionero llenar el tanque si los portes no es que los hayan redondeado sino que los han rebajado y el precio del combustible ha subido de esa manera tan estrepitosa (sé que hay más gremios, pero ese es el que más me toca)

La verdad es que preferiría seguir cobrando esas ciento veinte mil PESETAS antes que los novecientos €uros. Éramos más felices con mucho menos y vivíamos bastante mejor. Que disfrutéis el €uro,que yo seguiré llorando por la peseta.
 

octubre 02, 2011

Convivencia

Hay cosas que las ves venir desde muy lejos. ¿Soy un visionario? No lo creo, en tal caso tendría que ensayar más e irme a la tele a probar fortuna y sacarme un dinerillo, pero claro... nunca veo con claridad ese momento televisivo, así que demasiado visionario no soy... o sí, pero no quiero verme en la tele aunque haya salido en más de una ocasión (aprovecho para saludar a mi familia y a mis amigos porque no lo hice en aquel momento).

Como decía hay cosas que las ves venir y procuras ponerle solución antes de que llegue la “catástrofe”, porque llega... vaya si llega. Seguramente no sé decir bien las cosas, o no me se explicar, o no me sé hacer entender, no lo se, pero algo ha de haber y lo he de solucionar porque o puede seguir así.

Ya he comentado en alguna ocasión anterior que vivo en un piso compartido con otras dos personas. No pagamos mucho de alquiler si comparamos el precio y todo lo que entra en él con otros sitios donde se paga algo menos y obtienes mucho menos.

Pues bien. Cuando tuve la entrevista con la casera para entrar a vivir en este piso, me dijo que ella había hablado con Sevillana (la compañía suministradora del servicio de luz, no una mujer de Sevilla) y que había preguntado cuánto era lo normal de gasto para tres personas y le dijeron que unos treinta y cinco euros. Ella paga esos treinta y cinco y lo que sobrepase de eso lo pagamos nosotros. Vamos, que yo en caso de alquilar mi piso por habitaciones haría lo mismo.

Al principio no conoces a nadie y vas de la puerta principal a tu habitación directamente, si te encuentras a alguien en el salón dices un escueto hola y te metes para adentro. Con el tiempo, y debido a mi forma de ser (semana y media más o menos), voy conociendo a los otros dos compañeros de piso (si, vale, a uno ya le he sacado 25€ por formatearle el pc, ¿hay alguien que trabaje de gratis?) y voy haciendo un poco más de vida social.

Entiendo que el gasto de luz puede ser enorme si cada uno se pone “su” tele y “su” luz en “su” habitación, así que me voy quedando en el salón con el otro compañero con el que poco a poco hasta nos echamos unas partidas con “mi” Play.

El problema ya viene con el otro (si, el que le saqué los 25 pavos, pero vamos que eso no era el problema... si vamos al mecánico nos cobra ¿no? Pues eso, no penséis mal otra vez, joer) cuando se van a hablar las cosas. He de decir que a mi me gusta todo bien claro y los hechos más; tengo fallos como todo el mundo y también me jode que me los digan, pero de ello aprendo e intento solucionarlos. Un par de veces llegué a casa y me encontré la luz de la cocina encendida que, aunque sea de bajo consumo va consumiendo, otras veces la luz del cuarto de baño; hasta que un día, estando en el salón con el compañero de Play escuchamos el sonido que emite el messenger cuando te envían un mensaje y ya hartos de tanta tontería decidimos hablar con él.

¿Para qué hicimos semejante tontería? Menudo broncazo se lió ese día. Yo no digo que cuando estamos en casa tengamos que estar sentados en la cama y sin movernos por no gastar luz, pero coño, un poquito de ubuntu no va mal (UBUNTU: humanidad hacia los demás... ahora no hablaba del sistema operativo pero ya de paso os lo nombro)

No me he parado a mirar los consumos, la verdad, pero se puede calcular rápido. Si el compañero de Play y yo estamos en el salón cada uno con nuestro portátil y los conectamos y desconectamos porque alternamos la corriente con la batería el gasto no es muy elevado ¿no? Y si en vez de estar cada uno en su habitación compartimos el televisor del salón evitamos la escalada de consumo energético ¿verdad? Pero si un tercero se mete en su habitación y enciende “su” tele, “su” pc de sobremesa y obviamente el monitor que va junto a ese pc, los altavoces conectados a la red y la luz está gastando muchísima más luz que nosotros dos juntos, ¿no es verdad? ¿Pues para qué le dijimos nada?

Lo primero que contestó es que ya que con la cuota del alquiler pagamos la internet también él se aprovecha y deja el ordenador descargando cosas, que para eso se paga. ¡¡Coño!! pero si te dejas el ordenador encendido todo el día y toda la noche estás generando un consumo que luego nos va a repercutir a los demás y yo no tengo por qué pagar la luz que tu gastas innecesariamente (y como mínimo tendrías que darme copias de lo que te estás bajando para que tenga que pagar yo lo mismo que tu... si no paga un cánon). De ahí ya salió que nosotros estamos todo el día con el ordenador y con la tele y con la luz. Si... es verdad, pero mi ordenador no gasta lo mismo que el tuyo (ni mucho menos porque como he dicho uso la batería), lo pongo a la luz para cargar la batería y luego lo desconecto, con lo que estoy gastando bastante menos luz que tu, el otro compañero igual y compartimos tele porque así gastamos mucho menos... De ese bucle no fue fácil salir, porque encima él no razonaba y creía únicamente en su razón pero no razonaba, echaba más mierda así de ahí salieron otras cosas que ahora mismo no vienen al cuento aunque me tocan demasiado los “bemoles” porque la convivencia en un piso es muy difícil, y más cuando hay alguien que no colabora...

Al final ha llegado la factura de la luz... Estuve hablando ayer con la casera y me dijo “¿has visto el consumo de luz?” y yo: “no, ¿Sube mucho?” ¡Joooooder si ha subido! ¡Setenta y cinco euros nada menos! La casera paga los 35 de rigor y ahora nosotros hemos de añadirle 10,48 cada uno al precio del alquiler. Y lo más cojonudo es que me dijo ella que “el otro” le ha dicho que él a penas no gasta luz y que no puede pagar tanto. Pues oyes, yo gasto mucho menos y encima me han embargado el 100% de la paga del INEM...

Si ahora que es verano y no tenemos aire acondicionado hemos gastado tanto de luz ¿qué pasará cuando llegue el invierno? He de decir que he vivido en zonas mucho más frías y que salvo que haga mucho mucho frío no necesito la calefacción pero, digo yo que tampoco he de pagar la de los demás ¿no es cierto? Aunque mirado por otro lado... como sigamos así vamos a acabar a hostias, así
que el problema de la calefacción no lo será tanto, porque nos iremos calentitos a la cama.

Lo mejor de todo es cuando le escuché decir al colega que yo tenía algo en contra de él, y que yo tenía algo en contra de él y otra vez que yo tenía algo en contra de él. Hasta que se le escapó que yo tenía algo en contra de los andaluces... ya ví por donde iba éste ahora... yo catalán, él andaluz... ya estamos con problemas territoriales y ya veo quién tiene algo contra quién... pero en ese tema de politiqueo entraré en próximos posts.

Ah!!! adivináis quién ha de limitarle el ancho de banda para que no nos joda la navegación por internet por las descargas y uso de webcam y messenger y más y más ¿no? Coño que si no no podemos ni cargar la página del facebook!! ¿aliarme con el enemigo? JAMÁS!!

septiembre 28, 2011

De lo negativo... saquemos lo pisitivo

Si algo bueno se puede sacar de esta crisis es que aprendemos mucho y tenemos que aplicar los cambios hasta en nosotros mismos.




¿Que el gobierno no quería financiarme la ayuda para dejar de fumar?
¡¡Da igual!! ya no tengo un puto duro así que o me aguanto o voy pidiendo tabaco y como no soy de pedir... me chupo el dedo, paso la ansiedad y dejo de fumar.

¿Que tengo que dejar el coche aparcado porque no puedo pagar el seguro ni la gasolina?
¡¡Pues voy a patita!! y rebajo los michelines

¿Que el INEM me retiene el 100% de la ayuda de después del desempleo?
¡¡Pues a servicios sociales a pedir!! De esta forma aprendo a marchas forzadas a comerme el orgullo.

El que no se consuela es porque no quiere, otra cosa es que sea más o menos fácil pero hay que saber que después de un día siembre hay otro, que el sol sale para todo el mundo y que en muchísimos países del mundo no tienen para hacer las cinco comidas del día que nos dicen los nutricionistas que hemos de hacer para mantenernos saludables, ni tienen para fumar y ni mucho menos un coche.

Supongo que con los años valoraré mucho más todo esto.

 

De todo lo negativo aún podemos sacar muchas cosas positivas.

Las ganas y la curiosidad


La ausencia y la falta de trabajo hace que los métodos de búsqueda se amplíen hasta a las páginas de anuncios que hay esparcidas por toda la web. Sin ir más lejos podemos encontrar ofertas de empleo en mundoofertas.com, en segundamano.es y hasta en mundoanuncio.com, por citar unas cuantas.


Si te vas a “tirar” el currículum a las empresas directamente a las empresas donde te gustaría trabajar, donde no te gustaría pero tampoco te disgustaría, donde en caso de haber trabajo como en épocas anteriores nunca en la vida te acercarías o donde en la vida te acercarías pero con la que está cayendo te da igual tener que sacar mierda de pozos sin guantes te encuentras la mayor parte de las veces con la misma respuesta: “No podemos aceptar currículum en papel por la ley de protección de datos, nos lo has de enviar por correo electrónico ya que no podemos tener nada en papel”


Ahora viene la segunda parte del cuento, del cuento que hay montado en toda esta mierda de sistema que hay en nuestro país y no voy a entrar en temas de trabajadores, porque hay para escribir otro relato, sino que me voy a centrar en las empresas físicas y en las de trabajo temporal. Estas últimas también se han apuntado al carro del currículum en correo electrónico. Atrás ha quedado el tener que ir a la oficina de Manpower o Adecco o Unique o las tantas que surgieron (y que ya cerraron) de la misma manera que surgieron tantas de inmobiliarias sin API (Agentes de la propiedad inmobiliaria) que cada día habían dos nuevas. Ahora todo funciona desde casa, teniendo que enviar nuestros datos y aceptando unas condiciones de servicio que nos advierten que nuestros datos van a ser incluidos en unas bases de datos donde también van a poder ser utilizados por otras personas que las necesiten...


Yo me pregunto ¿estas empresas saben que hay unas personas, a las que se las denomina hackers, que los hay de todo tipo y que ya han dado sustos hasta en la casa blanca? El hecho de que yo acepte unas cláusulas (que es como el windows, o aceptas todo o te comes un mojón) no significa que mis datos estén protegidos y de hecho ya he tenido algún susto.


Mi oficio es conductor, no me avergüenza decirlo porque todos los trabajos son dignos y a mi me encanta conducir, así que como con mi edad no me voy a poner a cambiar de oficio lo primero que busco es sobre mi empleo, si sale un curro de recoger papeles por la calle , me aseguran y me dan novecientos “pavos” a final de mes pues no voy a decir que no (ganaría más que con un camión en el que para llevarte mil ochocientos euros al mes has de estar toda la semana viajando por ahí y no hace falta ser muy espabilado para comparar, hacer números y ver a cómo salen las horas trabajadas en un camión de las horas trabajadas en un sitio donde por ocho horas diarias te paguen novecientos euros y duermes en tu cama y le ves cada día la cara a tu familia)


Ahora resulta que me llegan a mi correo electrónico dos mensajes que parecen escritos por indios o por Tarzán diciendo que mi perfil es el que buscan para que haga de chofer para sus negocios o para sus mujeres y que me van a pagar trescientos euros por semana... trescientos por semana... cuatro semanas tiene un mes... ¡hostias! mil doscientos está bien ¿no?


Curiosidad. Ya hemos picado... ya HE picado y respondo al mensaje enviando únicamente datos no tan trascendentes como mi dirección física, nombre y apellidos... nada más, si no hay contrato aún y es para un trámite es únicamente lo que necesitan, cuando vayamos a una gestoría ya facilitaré mi DNI y mi número de cuenta, pero mientras sean trámites iniciales suficiente es.


A la semana miro el correo de mi bloque, el de toda la vida, el de papel, y veo que llega un sobre manuscrito a mi nombre SIN remitente y que contenía un talón envuelto en papel higiénico por un valor de dos mil quinientos euros de un banco de Irlanda.


Al día siguiente me llega otro sobre sin remitente y por el tipo de caligrafía de otro remitente diferente, esta vez con seis cheques de viaje de quinientos euros cada uno de American Express.


Cada vez se complica más, porque ya no sé de quién es cada uno de los sobres, aunque da igual porque pueden poner Perico el de los Palotes y no tienes ni puta idea de quién es y si su nombre es real. Al final, por la noche me encuentro con un e-mail diciéndome que qué pasa, que han enviado los traveling-checks y aún no he contestado. Bueno mira... por lo menos ya puedo poner propietario a cada uno de los talones y cheques de viaje.


Sigo extrañado y desconfío por completo, investigo en internet y compruebo que es un tipo nuevo de estafa, en el que el que corre el riesgo es la mula. Me explico, esta gente te envían un talón por los servicios que vas a realizar, donde tú te vas a quedar con trescientos euros y el resto lo has de dar a la persona que ellos te digan y del modo en que ellos te digan. La estafa está servida, es blanqueo de dinero y el que hace la transacción es la mula, si te pillan, que te van a pillar porque todo eso está muy controlado, te jodes y pringas.


El caso de los traveling-checks o cheques de viaje aún es más peliagudo y te jode más la vida (eso me lo ha explicado la policía nacional). Vas a tu banco, ingresas los talones y a los dos o tres días se te ingresa el importe total sin ningún tipo de problemas. Recibes un mensaje de la persona que te ha enviado los cheques y te comunica que le han surgido problemas y que no va a poder contratarte hasta más adelante cuando haya solucionado sus problemas pero que en compensación te gratifica con quinientos euros por las molestias pero le tienes que enviar los otros dos mil quinientos donde ellos te digan. Al mes recibes una notificación de tu banco diciéndote que los cheques de viaje que ingresaste son más falsos que la sonrisa de Rubalcaba y que tienes que devolverles el dinero... no me quiero ni imaginar cómo se te queda el cuerpo si te ocurre algo así... un jarro de agua fría en el cogote para despertarte cada día es preferible a eso.


Como he dicho antes no me fié y al investigar me fui directamente a la https://www.gdt.guardiacivil.es/webgdt/home_alerta.php donde comuniqué los hechos y donde me respondieron que tenía que acudir a la comisaría de Policía Nacional más cercana que tuviese a interponer denuncia.


El caso, y una vez interpuesta la denuncia pertinente y a la espera de que se pongan en contacto conmigo los investigadores (jajajajajaja) es cuando lanzo las preguntas que me vienen a la mente todo el día ¿qué coño significa y a quién protege la ley de protección de datos cuando todo quisque se la pasa por los cojones y la aplican siempre errónea e injustamente y siempre entorpeciéndonos a los mismos? ¿Cuanta gente habrá picado en timos como estos que he relatado en esta época de crisis por ir de buena fe para poder llevar un pequeño sueldo a su casa?

Creo que he hecho lo que debía de hacer y creo que todo el mundo debería hacer lo mismo. Es verdad que cada día hay timos nuevos, pero si no informamos y los dejamos pasar seguramente muy cerca nuestro puede volver a ocurrir.

La página del Grupo de Delitos Telemáticos es un servicio a nuestro favor. Usémosla.

Actualización a Firefox 7 Disponible




Gracias a webupd8

Para instalarlo en nuestro Ubuntu seguimos los pasos de siempre


Añadimos los repositorios PPA, actualizamos e instalamos el nuevo Firefox con los tres comandos que tenemos memorizados ya:
 
sudo add-apt-repository ppa:mozillateam/firefox-stable 
sudo apt-get update 
sudo apt-get install firefox
 
 
Y con esto ya tendremos nuestro firefox actualizado a su versión más reciente y estable